Otro “revés” para el nuevo Juan Bautista: la Junta ordena una nueva reparcelación de los terrenos

Visita que hacía al Juan Bautista la delegada territorial de Educación en junio de 2016.

El concejal de Educación del Ayuntamiento de El Viso apunta a este medio que “la Junta no admite más que los 6.000 metros en los que están ubicadas las instalaciones actuales y separa para otra actuación posterior la admisión de los otros 4.000 metros ofrecidos por este Ayuntamiento por votación unánime”.

Terminado el curso escolar en El Viso, el concejal de Educación, Manuel Jiménez, se sienta a conversar con La Voz de El Viso para hacer balance y adelantar las medidas que se adoptarán de cara al curso siguiente.

Empezando por los más pequeños, “han quedado plazas vacantes en algunos centros de primer ciclo de infantil” y la razón de ello, apunta, es que “la parte proporcional de ayudas de la Junta es menor por lo que a la mayoría de las familias les sale más a pagar y al no poder permitírselo se quedan algunas plazas vacantes”, explica.

Respecto a los centros de infantil y primaria, “no ha habido masificación en las aulas”, es decir, no se han superado los 25 niños por clase que recoge la normativa. Sin embargo, la zona única aprobada hace unos años por el Consejo Escolar Municipal ha hecho “que unas 15 familias que habían pedido en primera opción escolarizarse en el CEIP León Ríos o Alunada, tuvieran que ser reubicados en otros centros”, apunta

Un problema de reubicación que se ha vuelto a dar para el próximo curso “a pesar de que se solicitó una unidad más para el CEIP La Alunada, que sufre el mayor crecimiento demográfico de nuestro pueblo. La razón que se nos esgrimió es que con diez unidades para la localidad hay plazas suficientes para todos los niños y niñas de tres años y dar una unidad más al CEIP La Alunada sería a costa de quitarla de otros centros con el que el problema afectaría a más familias aún”, detalla.

Otro problema señalado en esta etapa es la falta de recursos “para la atención de niños y niñas con necesidades educativas especiales”. Así, avanza, el Consejo Escolar Municipal “viene demandando desde hace varios años la dotación de, al menos, un logopeda más para la localidad ya que no es de recibo que los niños y niñas que lo necesitan reciben, si acaso, sesiones de veinte minutos semanales. Igualmente hay déficit de monitores y de maestros de pedagogía terapéutica”, matiza.

Sobre el nuevo Juan Bautista, el delegado de Educación adelante para este medio que “hemos sufrido un duro revés, ya que el trabajo realizado durante año y medio para reparcelar los terrenos del IES Profesor Juan Bautista hasta conseguir los diez mil metros cuadrados de uso docente necesarios para una ampliación, hay que volverlo a rehacer pues La Junta no admite más que los 6.000 metros en los que están ubicadas las instalaciones actuales y separa para otra actuación posterior la admisión de los otros 4.000 metros ofrecidos por este ayuntamiento por votación unánime”. Otro obstáculo en el camino y mientras tanto, recuerda Jiménez, “es un antiguo colegio de 38 años de antigüedad que nunca ha sido dotado con las instalaciones y equipamientos que requiere un centro de secundaria, por lo que el mantenimiento y las averías son constantes: la caldera no llega a las clases del fondo, la instalación de acometida de agua tiene fugas subterráneas, no tienen pabellón ni laboratorios, etc., pese a lo cual el trabajo de docentes, alumnado y familias ha sido formidable”, destaca.

Además, en educación de Adultos, Jiménez subraya “la consolidación del curso de preparación para las pruebas libres del Ciclo de Atención a Personas en Situación de Dependencia, que está teniendo bastante demanda”. En general todos los centros de primaria y secundaria “han visto la instalación del programa Escuelas Conectadas por la que se dotan de wifi y fibra de alta velocidad”. En este sentido, el Juan Carlos I “ha sido dotado por la Junta de un equipo de aire acondicionado para el comedor escolar y han sido reparadas, tras seis años de litigio con la empresa constructora las máquinas de acondicionamiento de aire del CEIP León Ríos.

En cuanto al absentismo escolar, Jiménez reconoce que “El Viso no tiene grandes problemas de absentismo y lo que sí se da es el absentismo pasivo, con alumnos que no trabajan, que faltan unos días, vienen cuando se les requiere y vuelven a faltar, dando como resultado fracaso escolar y probablemente futuros integrantes de las listas del paro con nula cualificación. Contra esto tenemos que luchar todos, empezando por la concienciación. Por eso se pusieron en marcha Escuelas de Familias, cursos de robótica para jóvenes que, junto con programas anteriores como Parlamento Joven, intentan luchar contra este problema”, explica.

En referencia al Gil López, “tras dos años de espera, se han terminado las obras de las grietas inyectando unas resinas especiales en los cimientos y los niños y niñas han vuelto a sus clases con normalidad, contando ahora con espacios nuevos de la antigua casa del guarda. Tenemos que realizar algunas adecuaciones en los accesos desde el autobús escolar y en la entrada principal”, añade.

Por último, Jiménez adelanta para La Voz de El Viso las mejoras que se harán de cara al curso que viene. “Ya está anunciada la sustitución del techo de amianto del colegio Albaicín para este verano y se está trabajando en la mejora energética de los CEIP Juan Carlos I, Alunada, Gil López y Albaicín (no procede el CEIP León Ríos por su poca antigüedad y porque ya tiene instalaciones adecuadas), para los que se ha solicitado una subvención de 950.000 € que permitan un mejor aislamiento térmico, sustitución de ventanas con rotura de puente térmico, máquinas de aire eficientes por aerotermia y placas fotovoltaicas para autoconsumo. Estamos a la espera de las resoluciones de dichas solicitudes”, avanza.

En la línea reivindicativa, recalca que “seguiremos insistiendo” para la mejora en los recursos que se dedican al alumnado con necesidades educativas, se terminará el trabajo iniciado para el IES Profesor Juan Bautista, luchando por su definitiva ampliación y se seguirá luchando por la ampliación de plazas de comedor escolar”, finaliza.

En el capítulo de agradecimientos, apartado especial, recalca Jiménez, a Francisco Bonilla, Pedro Ojeda y Magdalena Sánchez, “directores que se jubilan” y a Manuel Bonilla, “director del Juan Bautista, que deja el cargo” así como a Joaquín Carrera, secretario del Juan Bautista, Enriqueta Martín, jefa de estudios del León Ríos y Juan Manuel Sánchez, exdirector del Blas Infante, quienes, igualmente, “se jubilan”, señala.